Las shishas son parte de una tradición muy antigua que se originó en zonas de Asía y que se ha extendido por todo el mundo hasta llegar a las hermosas playas de Tulum. Pero, ¿sabes cómo ocurrió esto?

El origen de las shishas se remonta a las zonas de la India y Pakistán; en sus primeros años estos artefactos se elaboraban con cocos como base y tenían algunos caños atravesados. Después la idea se movió a Persia en donde el diseño se refino y perfeccionó. Tiempo después las shishas llegaron a Turquía en donde se popularizaron entre la clase alta e intelectuales. El diseño fue mejorado aún más, con importantes detalles artesanales, llegando al aspecto con el que actualmente conocemos a las Shishas.

La idea principal con la que se crearon fue para tener un sistema que limpiara el humo y permitiera “purificarlo o sanarlo” con un filtrado mediante agua. Dicho invento adquirió popularidad entre los nobles y se convirtió en un símbolo de status social para la burguesía y aristocracia de la India.

Para los países de cultura árabe, las shishas son parte de la tradición al punto de ser considerado un acto social parecido a tomar el té en Reino Unido. Los árabes se reúnen para fumar hookah y pasar el rato juntos.

Los egipcios también crearon el conocido “moaseel” que consiste en una mezcla se tabaco con melaza o miel. Su creación surgió por accidente cuando un egipcio, que se encontraba cenando con sus amigos, derramó el postre con miel de Egipto sobre el tabaco que fumarían más tarde. El egipcio al probarlo se sorprendió por la armonía de los sabores y la diferencia en la duración del tabaco al consumirse.

Con el paso del tiempo se fueron introduciendo otros tabacos con sabores frutales que se elaboraban mezclándolo con pulpa de algunas frutas. Es así como en la actualidad se pueden disfrutar de diferentes sabores de tabaco para consumir en las shishas.

Hoy en día las Shishas han adquirido una popularidad enorme extendida por todo el mundo; convirtiéndose en una actividad social y un buen motivo para reunirse con amigos o desconocidos a platicar de diversos temas y así pasar el rato.

En las playas de Tulum las shishas han llegado para volverse tendencia, muchos aman la deliciosa experiencia de poder fumar mientras disfrutan de una buena charla, una excelente vista y ambiente, que solo las playas del maravilloso Tulum pueden otorgar.

Taboo Beach Club es el mejor restaurante en Tulum para disfrutar esta experiencia. La seductora fragancia del humo de las shishas, se acompaña del tabaco de la más alta calidad y sabor auténtico, con un amplio menú para agregar un toque sabroso a tu momento.

Disfruta del mejore ambiente que solo Taboo Tulum puede ofrecerte.